La economía social tucumana amplía sus horizontes

La economía social tucumana amplía sus horizontes

Pangea, cooperativa de trabajo, recibió un subsidio para la puesta en marcha de un nuevo bar. Además, un consorcio de cooperación integrado por emprendedores de Alderetes ingresó formalmente al mercado.

El interventor del Instituto Provincial de Acción Cooperativa y Mutual, Regino Racedo, visitó a las  autoridades de la cooperativa de trabajo Pangea Limitada en lo que se convirtió en una nueva sucursal del grupo autogestionado. Se trata del bar del Centro Cultural Virla, al que accedieron a través de una licitación organizada por la Universidad Nacional de Tucumán.

“Vimos la posibilidad de presentarnos para administrar este espacio y lo hicimos; para nosotros es un gran paso, significa crecimiento y más trabajo”, explicó Jeanne Nicod, presidenta de la cooperativa. Este mes Pangea cumplió doce años de vida. Desde sus inicios los socios se dedican a la gastronomía. Actualmente cuenta con 24 miembros. “Todos trabajamos  y vivimos de este emprendimiento que hoy nos llena de orgullo”, expresó.

El subsidio de más de veinte mil pesos está destinado a la compra de mobiliario para el bar. “La entidad se acercó al IPACyM explicando sus necesidades y vimos que el proyecto reunía todas las condiciones de viabilidad”, comentó el titular del organismo provincial. Y agregó: “Asumimos el compromiso de incentivar y cuidar las fuentes laborales, por ello creamos este programa de fomento para las cooperativas que viene ayudando a cientos de tucumanos”.

Emplazado en la entrada de la sala del Centro Cultural Virla, en 25 de mayo 265, el nuevo bar ofrece un servicio de cafetería integral y viandas de almuerzo. Funciona de lunes a domingo, de 7.30 a 23 horas.

Un nuevo integrante a la familia de la economía solidaria

El consorcio de cooperación San José recibió esta semana la certificación oficial que lo habilita a ingresar al mercado. La organización nació como un emprendimiento familiar dedicado a la panadería y gastronomía en general. El local está ubicado en Rivadavia 882, de la ciudad de Alderetes.

Tras recibir la resolución, el representante de la entidad, Pedro Bravo, agradeció a las autoridades del IPACyM y manifestó: “Aquí comienza otra etapa, en la que seremos dueños de nuestro propio sueño”. Desde el órgano contralor se informó cuáles son los pasos a seguir y las obligaciones que deberá cumplir el consorcio para su normal funcionamiento.


Facebook